martes, 3 de diciembre de 2013

ACOSO LABORAL EN CONTEXTOS DE CORRUPCIÓN Y CLIENTELISMO

La corrupción y el clientelismo pueden ser causas del acoso laboral
Como se ha señalado en entradas anteriores, el estudio “prácticas de acoso laboral y sus formas de resolución jurídica” estableció una tipología de casos basándose en las causas que lo provocan. Hemos categorizado el acoso por conflicto de derechos, por productividad y gestión de la calidad  y por reducción de costes laborales . En esta entrada nos referiremos al acoso laboral por corrupción y clientelismo.

Este tipo se da en contextos, tanto de entidades públicas como privadas, en los que se producen situaciones de corrupción y clientelismo dentro de la organización. En ellas, la víctima recibe la presión para no denunciar o visibilizar estos casos, hasta el extremo de sufrir el acoso laboral.

Existen ocupaciones que tienen una mayor propensión a sufrir el acoso laboral en contextos de corrupción y clientelismo. Por ejemplo, los auditores, que encuentran dificultades para hacer visibles las irregularidades dentro de una empresa o una entidad pública; los ingenieros de sistemas, que pueden ser presionados para que determinados cargos puedan acceder al sistema de integración de la información empresarial para realizar determinadas operaciones o para borrar datos que puedan comprometerles; o los gestores de programas de calidad, los contables y los administradores, pueden también ser víctimas del acoso causado por estas mismas problemáticas. Pero, en general, este tipo de acoso puede ser sufrido por cualquier empleada/o que haya descubierto la corrupción y se enfrente al dilema de denunciarla.

El acoso laboral en contextos de corrupción y clientelismo puede también tener como fin expulsar de la organización a aquellas presonas que conocen de las citadas prácticas.

Se puede señalar, además, que la prevención del acoso laboral característico de la corrupción y el clientelismo, así como la protección de las víctimas que lo padecen, puede configurarse como una manera de combatir estos comportamientos, lo que incidirá en mayor rentabilidad, eficiencia y credibilidad para las organizaciones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario